1. Página principal
  2. Noticias
  3. ¿Cuáles son los beneficios de contratar un arquitecto?
Contratar un arquitecto

Contratar un arquitecto o no hacerlo suele ser una de las preguntas más recurrentes e importantes a la hora de hacer una reforma.

Para poder responder esta pregunta y conocer cuáles son los beneficios de contratar un arquitecto, te hemos preparado este artículo donde te explicaremos las ventajas más importantes y todo lo que debes saber sobre el trabajo de un arquitecto. Descubre sus aptitudes y todo lo que puede hacer por ti.

¿Qué hace un arquitecto?

Un arquitecto es un profesional que se encarga de diseñar proyectos de construcción desde el concepto inicial hasta su finalización. Además, también dirige la ejecución de la obra y valora el desarrollo de la misma en todas sus fases. Hay que tener muy presente estas tareas y no confundirlas con las de un arquitecto técnico, o también conocido como aparejador. Un aparejador trabaja en la construcción de proyectos, junto con arquitectos, supervisores y otros profesionales de la construcción. Él decide los materiales y los procedimientos que se requieren para el diseño y la construcción de los edificios. Estas dos figuras son distintas pero complementarias.

 

La importancia de contratar a un arquitecto

La contratación de un arquitecto viene condicionada por varios motivos. El más importante es el de querer tener el punto de vista de un profesional con estudios y experiencia que ayude a mejorar la actuación a realizar.

Existen muchos tipos de reformas. En algunas de ellas, las más pequeñas, no hace falta que se pida un permiso de obra, simplemente muchas veces basta con comunicarlo a tu ayuntamiento. En otras de más envergadura, como una reforma integral, el ayuntamiento de tu zona te obligará a pedir un permiso de obra. Un arquitecto puede ayudarte a tramitar este pedido.

 

Beneficios de contratar un arquitecto

Aunque en algunas reformas no es obligatoria la contratación de un arquitecto ya que el permiso de obras del ayuntamiento ya cubre la reforma, estos son algunos de los beneficios de contar con un arquitecto para llevar a cabo la reforma de tu vivienda.

Ideas y mejoras.

Un arquitecto puede aportar muchas ideas que podrán mejorar la remodelación de tu hogar. Te dará su punto de vista para ampliar las posibilidades. A veces no es sólo cuestión de tirar un tabique o de cambiar la distribución de una sala, existen muchas otras opciones que un profesional de la construcción te puede indicar. Sus ideas te serán útiles para ganar espacio o mejorar la distribución de las estancias.

Conocer los materiales de construcción.

Contratar un arquitecto te aportará gran conocimiento sobre los tipos de materiales de construcción que puedes emplear en tu reforma. Un arquitecto trabaja con distintas opciones de materiales que podrá darte otra visión y encontrar alternativas para la reforma. De este modo, y en función de tu presupuesto, podrás conocer alternativas que te sean útiles.

Cumplimiento de normativas.

Un arquitecto de garantizará el cumplimiento de las distintas normativas que precisas cumplir, en función de la tipología de obra que quieras realizar (CTE, Incendios, Accesibilidad, etc.).

Diseño de obra.

Un arquitecto optimizará la distribución del espacio a reformar. Así como distribuir mejor los elementos del espacio. Todo esto queda reflejado en un documento llamado memoria de obra.

En este documento se encuentra la memoria de obra con las actuaciones que se llevaran a cabo con todos sus procedimientos. Es necesario realizarlo en todos los casos, desde la realización de un proyecto básico hasta una reforma integral. En él se recogen todas las actuaciones que se pretenden hacer con la reforma y es el elemento sobre el que ante cualquier duda se recoge como proceder. Este documento sirve tanto para el constructor que vaya a realizar la reforma, como para el que tiene la propiedad del inmueble.

 

Contratar un arquitecto te permitirá optimizar tus recursos para obtener una obra con el mejor de los resultados

Conocimientos técnicos.

Si tu reforma necesita hacer algún reparo mayor como el de tirar un muro de carga o redimensionar una instalación, sus consejos serán imprescindibles. La experiencia de contratar a un arquitecto te garantirá la legalidad y la viabilidad de todo el proyecto.

Ahorro en las obras.

Un arquitecto te facilitará todo el proceso de gestión administrativo y operativo de una reforma. Sus consejos y su profesionalidad te permitirán ahorrar tiempo y dinero.

Asesoramiento personalizado.

Contratar a un arquitecto te dará la tranquilidad de que este profesional se encargará de diseñar los planos de la reforma y te asesorará en todo lo que se precise. Su función puede limitarse a diseñar unos planos de distribución y acabados, pero su tarea puede llegar más allá si cuentas con él para la dirección de obra. Puedes contar con su experiencia a lo largo de todo el proceso. Un arquitecto te ayudará a en la planificación de la obra, elegir el tipo de materia a utilizar, contactar con la constructora y hacer el seguimiento de todo hasta su finalización.

Seguimiento continuo de la ejecución de la obra.

Si vas a contratar a un arquitecto vas a disfrutar de la tranquilidad de un asesor durante las visitas de obra o para la toma de decisiones. Así como tener la garantía que sus consejos servirán para seguir la correcta ejecución de las obras, por ejemplo.

Estos son los beneficios más importantes que aporta la contratación de este tipo de profesionales:

  • Confianza
  • Profesionalidad
  • Asesoramiento

Aunque entre sus funciones básicas también se contemplan lo siguientes puntos.

Funciones básicas de contratar a un arquitecto

  • Discutir los objetivos, requerimientos y el presupuesto de un proyecto arquitectónico o de una construcción.
  • Preparar y presentar reportes sobre las características del diseño de la reforma al cliente. Así como advertir al cliente de la practicidad del proyecto.
  • Ayuda en los trámites administrativos ante los distintos agentes externos (ayuntamientos, Organismos de control ambiental, compañías eléctricas, etc.).
  • Disponer del material y los conocimientos necesarios para desempeñar su tarea.
  • Preparar los trabajos detallados, planos y especificaciones con el detalle de los materiales que se van a utilizar.
  • Negociar con contratistas y otros profesionales.
  • Supervisar y coordinar el trabajo de contratistas y de todo el personal que trabaja en la reforma.
  • Visitar regularmente la construcción para supervisar el avance de la reforma.
  • Supervisar y controlar el proyecto de principio a fin.

 Además, si surge algún imprevisto te ayudará a planificar y plantear soluciones.

 

Desde servilista.com, aconsejamos que cualquier actuación de reforma, sea dirigida por personas profesionales y con conocimiento técnico, y un arquitecto es una de los profesionales que pueden dar respuesta a nuestro consejo.

¿Quieres contratar un arquitecto para tu futura reforma? Confía en nosotros, te ayudaremos a encontrar cerca de ti, a los mejores.